4 ESTRATEGIAS para ser más CARISMÁTICO

4 ESTRATEGIAS para ser más CARISMÁTICO

4 ESTRATEGIAS para ser más CARISMÁTICO en ventas

Compartir

4 ESTRATEGIAS infalibles para ser más CARISMÁTICO en tus presentaciones de negocio

Descubre 5 técnicas para brillar con tus presentaciones - Revista Estrategia  & Negocios

La amabilidad y el carisma que proyectas a los demás en cada una de tus presentaciones son elementos esenciales para forjar relaciones de confianza y lograr más cierres de negocios.

La imagen que proyectas a tu público es clave para realizar tus ventas y presentaciones de negocio. Básicamente, la forma en la que los demás nos ven determina nuestra relación con ellos y el alcance que podemos tener en nuestras relaciones.

Así que una gran pregunta que todo líder de negocios y de MLM debe hacerse es cómo proyectar una imagen más positiva a sus clientes potenciales.

Una imagen agradable no tiene nada que ver con la belleza física. Tu aspecto carismático puede darte un atractivo magnético, tus características como orador son lo que realmente atrae el interés y atrae a tus oyentes. 

En pocas palabras, ser atractivo para tu público depende más del tipo de conexiones que puedes crear con ellos y del nivel de confianza que inspiras en los demás que de la imagen física que los demás están viendo en el escenario.

¿Qué puedes hacer para mejorar tu imagen ante tu público y ante tus clientes potenciales en cada presentación de negocios o actividades de seguimiento que realices con ellos?

Así es como puedes mejorar tus rasgos innatos para convertirte en un orador más eficaz y más agradable:

1. Mostrar amabilidad genuina

Los simples actos de sonreír y revelar cierta información personal te hacen ver accesible e interesante. Mientras que una cara neutral a veces puede ser más apropiada en ocasiones formales, mostrar algo de emoción cuando sea necesario conecta a tu audiencia. Comunica apreciación con pequeñas cortesías como decir “gracias”.

Mantener una reacción profesional hacia los comentarios negativos también agrega una sensación más agradable a tus presentaciones de negocios.

¿Cuántas veces sonríes en tus presentaciones de negocios? ¿Qué tan genuinas son esas sonrisas? El líder de negocios colombiano José Bobadilla de Amway sin lugar a dudas es una figura reconocida a nivel mundial por su amabilidad y las risas que es capaz de sacarle a su audiencia. Pero José Bobadilla no se detiene en el hecho de ser gracioso y proyectar una imagen amable, también cuenta historias personales que revelan su vulnerabilidad y lo abren a los demás. Estas historias personales son clave para forjar relaciones significativas con tus clientes potenciales, por medio de ellas, tus prospectos pueden empatizar contigo y adoptar con mucha mayor facilidad tu punto de vista.

2. Hazte relatable

“Escuchar es un arte que requiere atención más que talento, espíritu sobre el ego, otros sobre sí mismo”. – Dean Jackson

Las habilidades para escuchar y participar no solo son esenciales para lograr el éxito en la vida, sino también para lograr el crecimiento empresarial.

Demostrar receptividad durante tu presentación crea espacio para la participación de la audiencia.

Expresa tu voluntad de comprender tus comentarios y observaciones sobre tu presentación.

Una presentación de negocios no puede ni debe ser una charla de una sola vía.

Destina un espacio para que los demás puedan expresar sus dudas y comentarios. Los clientes y prospectos pueden tener muchas dudas legítimas que no son abordadas en las presentaciones típicas de los líderes de la industria. Esto sucede por múltiples razones, pero la principal es que los distribuidores que hacen las presentaciones no quieren ponerse a la defensiva, por lo cual suelen omitir los temas más polémicos. Cuando brindas un espacio de preguntas y respuestas a tu audiencia permites que estas dudas surjan de modo más natural, sin que tengas que ponerte a la defensiva. Es por eso que las sesiones de preguntas y respuestas pueden ser un gran espacio para vencer objeciones y ganar aún más la confianza de tu público. No dejes de hacer estas sesiones ya que con ellas le mostrarás a tus clientes y prospectos que valoras su opinión y que te tomas en serio sus dudas y objeciones.

3. Expresa pasión y compasión

Si hay una cosa que Steve Jobs nos enseñó acerca de hacer un gran trabajo, es amar lo que haces. Los negocios se cierran cuando los clientes potenciales sienten que puedes ofrecerles beneficios. Esta es la razón por la que tu pasión por informar a tu público te convierte en un presentador más agradable.

Expresa tu intención reconociendo las necesidades de tu público y proporcionando información diseñada para ayudarlos sin dificultad.

La pasión es un gran indicador de lo convencido que estás acerca de tu negocio, pero también te muestra como un ser humano común y corriente, alguien que se puede identificar con las emociones humanas más fuertes. Los líderes que muestran sus emociones suelen ser más apreciados porque pueden generar en su público una perspectiva mucho más realista de sí mismos. En lugar de realizar presentaciones serias y planas, en las que los datos son lo único importante, desarrolla presentaciones en las que las historias personales y de otros líderes tengan un lugar. Las historias de vida te permiten conectar con los sueños y ambiciones más profundas de tus clientes. Un líder apasionado también hará que los demás se apasionen por lo que a él le apasiona.

La compasión por su parte, implica reconocer las expectativas y necesidades de tu audiencia. Todos tenemos problemas y necesidades que queremos resolver y satisfacer. Si eres capaz de conectar con esas necesidades y ofrecerles a los demás una perspectiva de solución simple, habrás hecho un gran trabajo para ganar la simpatía de tus interlocutores.

4. Abraza la autenticidad

Combina la humildad y la vulnerabilidad positiva con tu experiencia para crear autenticidad. Muestra a tus oyentes que eres un ser humano con un mensaje sincero. Comparte una experiencia personal que esté directamente relacionada con tu tono para agregar un toque humano a los datos duros que puedas presentar.

Tener confianza sin ser arrogante te acerca más a tu audiencia.

Exponer tu yo genuino a la audiencia es la forma más fácil de construir una buena relación con ellos.

No tengas miedo a demostrar quién eres y qué es lo que realmente piensas de la industria, del negocio y de la oportunidad que estás presentando a los demás. Si estás realmente convencido con la industria, no debería haber ningún problema con esto, ya que tus declaraciones sobre la misma serán naturalmente positivas.

Puedes contar una historia personal relacionada con el éxito en cualquier ámbito de la vida, con el producto que estás presentando o con el negocio que estás desarrollando. Esta historia generará una empatía natural e inmediata por parte de tu público. La sinceridad que expreses será capaz de llegar a aquellos con las perspectivas más escépticas sobre el negocio. Así que en lugar de intentar convencer a los demás sobre los beneficios del producto o del negocio con una presentación impersonal, cuenta una historia que te involucre y que le descubra a los demás la forma en la que te has visto relacionado con el producto y el negocio , y con todos los resultados que has obtenido en el proceso.

Conclusión

Conviértete en un presentador agradable para atraer e involucrar a tu audiencia de manera efectiva. Aumenta tu factor de simpatía para crear conexiones significativas que aumenten el éxito de tu negocio.

Las presentaciones de negocio no son espacios fríos en los que las personas se convencen racionalmente de las cosas. Tus clientes potenciales y prospectos ingresarán al negocio por una sencilla razón: porque confían en ti y porque tú les agradas. Si eres capaz de profundizar en el tipo de relaciones que estableces con los demás, cada uno de tus cierres de negocio será una tarea mucho más fácil y agradable. Haz que los demás rían contigo, muestrales a los demás que eres una persona como ellos y de la cual no tienen nada que temer, entre más profundices esta perspectiva humana y de confianza, tus oportunidades serán mucho mayores y sobre todo más sólida.

 

¿En qué podemos ayudarte?